07 abril 2010

En llamas - Suzanne Collins

Editorial: Molino
Páginas: 416
ISBN: 9788427200005
Precio: 16€

Antecedentes

“Los Juegos del Hambre” es la primera parte de una trilogía juvenil de ciencia ficción, aunque por su temática es apta para todas las edades. Tiene un argumento que me pareció muy original porque nunca había leído nada parecido: veinticuatro adolescentes son encerrados en una arena y tienen que matarse entre ellos. Sólo puede sobrevivir uno, que será el ganador y gozará de una vida acomodada y sin preocupaciones. De entrada puede parecer un poco salvaje, pero la autora sabe tratar el tema con cuidado y al mismo tiempo retrata los sentimientos de la protagonista ante esta situación. Además, “Los Juegos del Hambre” es un libro con mucha crítica: lógicamente, la gente de la novela no está contenta con la celebración de estos Juegos. Todo esto sin olvidar la historia de amor, aunque en el primer libro está en un plano muy secundario.


Esta primera novela me encantó: es de esas historias que vives, que te transmiten algo que no se olvida fácilmente. La leí en noviembre, pero a día de hoy todavía recuerdo algunas escenas y se me encoge el estómago al pensar en ellas. Me parece una obra muy recomendable, incluso aunque el género de la ciencia ficción de entrada os eche para atrás. A mí no me suele gustar, pero este libro fue una excepción.

Su autora, la estadounidense Suzanne Collins, además de escribir libros juveniles también es guionista de televisión. Actualmente se encuentra trabajando en la tercera y última parte de la trilogía, que se publicará en inglés el próximo mes de agosto. La fecha de publicación en castellano está prevista para principios del 2011, pero lo que sí puedo decir es que, si la traducción del título inglés es literal, su título será “Sinsajo”. La portada de este libro es azul, con el pájaro volando. Inspira libertad…



En llamas

Han pasado unos meses desde el final de los Juegos, pero el Capitolio no está contento con la acción de Katniss. Si las cosas fueran normales, ella y Peeta vivirían tranquilos en su casa de Ciudad Victoria, pero el presidente Snow está decidido a complicarles la vida. Para empezar, se presenta en casa de ella y le advierte que si no hace lo que él le pide, sus seres queridos pagarán las consecuencias. Katniss es una chica que cuida mucho a los suyos, y sabe que, si no hace nada, el presidente puede ser un hombre muy peligroso.

Pero no todo se centra en la vida de Katniss. Lo que hizo cuando acabaron los Juegos ha motivado a varios distritos a plantarle cara al Capitolio, y este responde con medidas drásticas. Todo esto, sin olvidar a nuestro querido triángulo amoroso. Katniss vuelve a estar cerca de Gale, su amigo de toda la vida, pero las actividades que organiza el Capitolio la obligan a seguir viendo a Peeta, que sigue siendo tan encantador como siempre. ¿Cómo terminará todo?


Una novela con acción y crítica…

“En llamas” sigue la misma línea que “Los Juegos del Hambre”: es un libro con un estilo adictivo y fácil de leer, que mezcla acción con crítica.

Una de las grandes cualidades de esta novela son los momentos sorprendentes que contiene. Puedes pensar que sucederá X cosa, pero nunca se dará de la manera en que imaginas. Destaco especialmente el giro que se da en la segunda mitad, pues ocurre algo que cambia radicalmente el desarrollo de los acontecimientos y para mí representó una mejora importante en la novela.

Con respecto a la parte de crítica, queda claro que aunque los Juegos terminaron todavía hay mucho por arreglar en este mundo futurista que nos presenta Suzanne Collins. La autora sabe combinar muy bien el entretenimiento y la reflexión sobre esta sociedad. En sus libros no encontraremos largas parrafadas de reflexión, sino que es a partir de los hechos que nosotros mismos pensaremos en todo ello. Sabe transmitir las ideas de forma amena y, para mí, eso tiene mucho mérito.

El final está muy bien, me ha gustado. En general, el libro tiene tanta acción y un ritmo tan vertiginoso que sentía una especie de “subidón” mientras lo leía y me dejó con ganas de más al terminarlo, aunque no me ha entusiasmado tanto como el primero. Creo que el color de la portada está muy bien escogido: ese color naranja, además de tener relación con la historia, también plasma muy bien la sensación de subidón en que me encontraba mientras duró su lectura (en especial, en la segunda mitad del libro). Es un color cálido, de las llamas al rojo vivo. Yo también me sentía encendida mientras leía.


…Pero peor que la primera parte

Objetivamente, el libro es bueno y tiene muchas cualidades, pero hay algo que no se puede negar: pierde originalidad con respecto al primero. La novedad de los Juegos del Hambre se ha perdido, contra eso no se puede hacer nada.

Por otra parte, para mi gusto la segunda mitad del libro se desarrolla demasiado rápido. Es decir, me parece bien que acabe de esta manera, pero creo que la autora podría haberlo alargado más, aunque eso supusiera 50 ó 100 páginas extra.

¿Habría sido mejor dejarlo todo en un solo libro? Al principio fui partidaria de ello, pero también comprendo que en el mundo creado por Suzanne Collins no bastaba con terminar los Juegos. La autora no sólo planteó eso, sino una sociedad en la que los ciudadanos no tienen derecho a decidir nada. Entiendo que la trilogía sea para cambiar esta situación y no sólo para celebrar los Juegos. Pero ojo, hacerlo en tres libros ha hecho que mi opinión empeorara bastante porque mi sensación general es de decepción. “Los Juegos del Hambre” me gustó muchísimo y lo considero uno de los mejores libros que leí el año pasado; “En llamas” está bien, pero ya está.


La historia de amor


(Lo siento, no he encontrado ninguna imagen de Gale)

Los momentos que más me han llegado han sido gracias al carisma de los protagonistas y las escenas entrañables que nos dan. El amor sigue siendo un tema secundario, tal y como ocurría en “Los Juegos del Hambre”, pero es algo que no me importa. Me gusta cómo lo trata Suzanne Collins, demuestra que no es necesario llenar páginas y páginas de pensamientos amorosos para lograr que un sentimiento te llegue. Me parece más natural esta forma de presentarlo que la de otras novelas juveniles, que dan una visión del amor mucho más idealizada. Aquí, más que momentos románticos, hay situaciones tiernas que te hacen sonreír, y esto me parece algo muy bonito.

Con respecto al triángulo amoroso, yo tengo bastante claro cómo terminará desde que leí la primera parte, pero me gusta que la autora haga que tanto Peeta como Gale desprendan ternura y sean personajes bondadosos. No pone a uno por encima del otro, como sucede en otros libros del estilo, y esto me parece positivo, le da más realismo.


Conclusión

“En llamas” sigue la línea de “Los Juegos del Hambre”, pero muy a mi pesar se ha perdido el factor de la novedad y mi sensación tras terminarlo es de decepción. Aun así, es un libro bueno y con muchas cualidades: trata temas que hacen pensar, tiene muchas sorpresas en el argumento y es de lo más adictivo. Suzanne Collins tiene una gran habilidad: sus ideas son buenas, y consigue que incluso lo más macabro tenga un punto de ternura, gracias a lo cual el libro te llega más y no se hace duro leerlo. Los personajes son más carismáticos que en la primera parte porque ya los conocemos más, y yo estoy encantada con el trío de protagonistas: los tres me caen muy bien, son cercanos al lector. En definitiva, pese a mi decepción, “En llamas” es un libro muy recomendable. Pero eso sí, tenéis que empezar por la primera parte, ¡esta sí que me encantó!




Mi valoración: 8/10

2 comentarios :

  1. A mí ya sabes que me gustó tanto como el primero. Estoy deseando que llegue el tercero, qué larga espera!

    ResponderEliminar
  2. A mí no me decepcionó porque la celebración de los Juegos del vasallaje me lo imaginaba. Es cierto que no es tan original, pero aún así, me gustó bastante.

    ResponderEliminar

Los comentarios siempre son bienvenidos. Por favor, no incluyas enlaces a otras páginas o blogs.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails