30 enero 2011

Ne obliviscaris - Fernando Alcalá Suárez

Editorial: Edelvives
Páginas: 224
ISBN: 9788426376848
Precio: 9,60€

Por alguna extraña razón, últimamente se tiende a tener prejuicios hacia la literatura juvenil española. Creo que el boom de lo fantástico y romántico, si bien ha revalorizado el género y ha dado oportunidades a mucha gente (cosas de las que me alegro), ha hecho mucho daño a los escritores que no siguen estos estandartes y aun así tienen que lidiar con las odiosas comparaciones y los juicios precipitados que a menudo llevan a conclusiones muy desafortunadas sobre el contenido de su libro. Hace tiempo leí una entrevista a una autora española, creo que Carolina Lozano, y precisamente se quejaba porque había escrito su libro antes de leer yasabéisqué pero en las reseñas y demás no dejaban de compararlo con la famosa saga. A pesar de esta introducción pesimista, no me parece que este sea el caso del autor que me ocupa hoy: basta echar un vistazo a la sinopsis de su novela para tener bien claro que la historia va por otros derroteros a lo que impera actualmente. Y qué queréis que os diga, seré muy subjetiva, pero para mí esto ya supone un punto a su favor.

Con respecto a la nacionalidad de los autores, en mi adolescencia leí a gente de la talla de Gemma Lienas, Manuel Valls o Isabel-Clara Simó, así que por esa parte estoy tranquila y sé perfectamente que en nuestro país se escribe muy bien, tanto en lo juvenil como en lo adulto. Obviamente también hay obras que dejan bastante que desear, pero lo mismo sucede con las anglosajonas y a veces me apena que se les dé tanto bombo cuando aquí hay gente que se lo merece igual o incluso más. En cualquier caso, todo esto viene para decir que hay que dar oportunidades a nuestros escritores, tanto por parte de las editoriales como por los lectores.

Fernando Alcalá


Fernando Alcalá Suárez (Cáceres, 1980) se perfila como uno de los nuevos talentos de la literatura juvenil española. Este joven profesor de secundaria compagina su trabajo con la escritura, que le ha hecho ganar diversos certámenes de relatos en su comunidad autónoma. Ne obliviscaris (2010) es su primera novela y llegó de una forma muy curiosa: el autor participó en el llamado NaNoWriMo (National Novel Writing Month), una actividad que le llevó a escribir muchas páginas en poco tiempo y estas finalmente dieron forma a la citada novela. Además, el libro recibió una beca a la creación literaria por la Junta de Extremadura. Entre sus aptitudes destaca la apuesta por temas diferentes que no se ciñen a las exigencias actuales del sector; veremos si en el futuro su imaginación y buen hacer se ven recompensados con muchos éxitos.


Sinopsis

Nos encontramos en la misteriosa isla de Bran, en el mar del Norte, donde hay un internado en el que suceden cosas muy extrañas. Todo comienza con la llegada de un nuevo estudiante, Ash, un chico extremadamente reservado que enseguida se hace amigo de Rudy, un muchacho dicharachero y espontáneo que se encarga de introducirlo en el día a día del colegio. Entre otros, le habla de Maya, la chica popular por excelencia y su amor secreto aunque ella no le haga caso, y de una pareja de estudiantes franceses brillantes en los estudios pero totalmente cerrados en sí mismos y apartados del resto del grupo.

Un día alguien dice que Maya había sacado un sobresaliente en un examen, noticia que sorprende a sus compañeros porque la joven suele ir más bien justita. El caso es que resultó ser cierto, y a partir de ahí nacen una serie de rumores en cadena al más puro estilo del mítico juego de los disparates: que si ha sacado sobresaliente en otras asignaturas, que si un profesor le ha escrito una felicitación, etc. ¿Lo peor? Lo que se expresa en voz alta se cumple, hasta que una noche todos se olvidan de Maya, literalmente: se ve obligada a asistir a clase como si de una alumna nueva se tratara, con la frustración de que ni siquiera su mejor amiga la recuerde. Tan solo dos personas saben quién es y son conscientes de que ha sucedido algo extraño: Rudy y su amigo Ash, que desde ese momento se ponen al lado de Maya y junto a ella están dispuestos a averiguar qué ocurre. Parece que la pareja de franceses también tendrá algo que decir. ¿Serán capaces de descubrir por qué los rumores se cumplen y vencer al Olvido que ha engullido a Maya?

Impresiones

Bajo este argumento tan raro se esconde una historia fresca y curiosa que rompe con los esquemas que mueven la literatura juvenil del momento: ni se adapta a los clichés de la literatura fantástica, ni tampoco se trata de un relato realista o de intriga al uso. Fernando Alcalá hace gala de una imaginación poderosa para traernos una novela difícil de encasillar en un género concreto, y ya adelanto que desde mi punto de vista este es su mayor atractivo.

Hablar de rumores me ha parecido muy original: son algo que tenemos delante todos los días y que nosotros mismos alimentamos continuamente; no obstante, rara vez se escribe sobre ellos aunque podrían dar tramas de lo más jugosas y divertidas. De todos modos, a mi parecer no son los rumores el tema principal de la obra, sino el Olvido: luchar contra el Olvido que amenaza con hacerles lo mismo que a Maya será lo que mueva a los cinco personajes a lo largo de estas doscientas páginas de aventuras y misterio. Este tema también me parece original e ingenioso, ¿os imagináis lo que supondría tener que empezar de cero en vuestras vidas porque no os reconoce ni vuestra madre? En Ne obliviscaris se plantea este conflicto y el miedo a ser olvidados será lo que obligue a los jóvenes a actuar.

Con respecto a la resolución de la historia, me ha gustado que no se caiga en los temas mágicos tan típicos en estos momentos, aunque eso sí, creo que las explicaciones que se dan para justificar el misterio podrían ser más claras. Tuve que releer esa parte varias veces hasta entenderlo bien, eché de menos una “explicación para tontos”, es decir, contarlo todo como si se estuviera hablando con una persona que no sabe nada del tema, paso a paso y quizá con algún ejemplo para entenderlo más fácilmente. Tampoco quiero asustaros: no se habla de la composición molecular de un organismo ni de electrodinámica, pero sí que me habría gustado una exposición más asequible para todos.

Los personajes me han resultado bastante arquetípicos y poco definidos en general: el chico parlanchín al que nadie hace caso, la chica popular, los estudiantes cultos… Solo puedo decir que Rudy me ha parecido el más entrañable, pero por lo demás sus personalidades se olvidan rápido. No estaría mal que de cara a futuros escritos el autor trabajara este aspecto e intentara dar más matices a los protagonistas. De todos modos, en este caso no lo veo un inconveniente importante porque la novela brilla más por su temática que por los medios, no sé si me explico. Hay libros que te enamoran por la maravillosa psicología de sus personajes, otros te emocionan con una prosa bella y poética, otros destacan por la trama y la acción… Hay novelas brillantes en todos los aspectos, pero lo habitual es que cada escritor destaque por un rasgo en particular, y para mí la mejor habilidad de Fernando Alcalá es la imaginación que ha tenido para concebir una historia como esta.

Con el estilo ocurre tres cuartos de lo mismo: el libro está narrado en tercera persona y la prosa es normalita y correcta sin más, no veo que destaque en nada especial como las descripciones o el diálogo. Aun así, para ser una primera novela no está nada mal (sobre todo si tenemos en cuenta que muchos escritores consagrados tienen un estilo parecido). Aprovecho para felicitar el buen trabajo de corrección que se ha hecho, me fijo bastante en estas cosas y ahora hacía tiempo que no encontraba un libro tan cuidado en este aspecto.

He leído otras opiniones sobre el libro y veo que muchas coinciden en la dificultad para entender los términos en francés que a veces utilizan los estudiantes de este origen. Yo discrepo totalmente en este punto: mis conocimientos de este idioma son muy limitados, pero considero que las palabras se sobreentienden por el contexto y no es necesario traducirlas porque son muy básicas. Además, estas expresiones le dan un toque exótico al texto, lo mismo que emplear los nombres de las cartas del tarot para los títulos de los capítulos y relacionarlas con los que sucede en ellos. Son detalles curiosos que se aprecian y valoran.

En general, me ha parecido un libro sencillo en el sentido de que todo se desarrolla de forma rápida y no profundiza en ningún aspecto en particular. En algunos momentos me ha recordado a las lecturas obligatorias del instituto (en el buen sentido), puesto que es un libro en el que de entrada no me fijaría pero que por su temática me parece adecuado para todos los gustos y trata temas que valdrían para reflexionar y hacer preguntas sobre ellos. Reconozco que en conjunto me ha sabido a poco por esta sencillez generalizada, pero aquí también debemos tener en cuenta mi edad: creo que el libro está recomendado para lectores de entre diez y doce años, por lo que se encuentra en la frontera entre lo infantil y lo juvenil. Por mucho que haya obras dirigidas a estas edades que puedan gustar a lectores adultos, desde mi punto de vista Ne obliviscaris no entra en este grupo y, salvo que únicamente leáis literatura juvenil, pienso que puede dejaros una sensación parecida a la mía.

Conclusión

Ne obliviscaris me parece una novela original a la que vale la pena dar una oportunidad si sois lectores asiduos de literatura infantil-juvenil y no tenéis prejuicios hacia lo desconocido y distinto. Su trama de rumores y palabras que pueden condenar al olvido a la gente está bien construida y sin duda trata un tema original capaz de aportar algo al lector. Tampoco es un libro perfecto, pero para ser el debut del autor no está nada mal y estoy segura de que si sigue escribiendo nos dará sorpresas muy satisfactorias en el futuro. Por lo demás, solo me queda añadir que estamos ante un autor español que apuesta por lo diferente, y no sé vosotros, pero por lo menos para mí son dos puntos a su favor (hay que apostar por el ‘producto’ nacional y no dar tanta coba a las modas que solo ofrecen más de lo mismo). Le deseo mucha suerte a Fernando, y le agradezco que se interesara por mi blog para leer y reseñar el libro.

Enlaces de interés:

Web oficial de Fernando Alcalá
Blog de Fernando Alcalá
Web de la novela Ne obliviscaris
Lee el primer capítulo del libro.



Mi valoración: 6/10

8 comentarios :

  1. No me sonaba de nada, pero sí que parece original el argumento. En cuanto al trabajo de corrección, si en Edelvives están los mismos que corregían cuando yo trabajaba allí, es que son de lo mejorcito que hay, así que no me extraña.

    ResponderEliminar
  2. Ya he leído reseñas de este libro por otros blogs y me llama bastante la atención.

    ResponderEliminar
  3. A mi me llama mucho la atencion, como dices es una buena historia pero le falta algo mas de trabajo ^^

    besos!

    ResponderEliminar
  4. El argumento es original, desde luego y quizás algún día caiga, pero no le voy a dar preferencia...

    ResponderEliminar
  5. @Espe. Vaya, no sabía que habías trabajado/trabajas en una editorial, ¡qué envidia me das! Y sí, la corrección me pareció muy buena. En cambio, el libro que estoy leyendo ahora deja bastante que desear en este aspecto (ayer me tragué un "combino" donde tenía que ir "convino" y hay muchos errores en la puntuación, incluso algunos en las rayas de los diálogos), claro que también es justo reconocer que su editorial es bastante más pequeña.

    @Poy. Sí, veo que se ha hablado de él en varios blogs ^^.

    @Liz. Esa es la sensación que me ha dado, aunque he leído reseñas que lo ponen mejor. Cuestión de gustos, supongo :)

    @Laky. Para mí es lo mejor que tiene, ese argumento original. Si algún día te decides ya nos contarás qué tal.

    ResponderEliminar
  6. Muchas, muchas, muchas gracias, Rusta. No todos los días uno lee una reseña tan profunda y tan currada de algo tan suyo. Da mucho vértigo lanzar a "tu retoño" al mundo porque, no sé, es algo tan íntimo que suele dar vértigo.

    Pero cuando lo tratan con tanto respeto y tanta profesionalidad como lo has hecho tú, los miedos se esfuman.

    Tomo nota de los fallos para la próxima.

    De nuevo, gracias.

    ResponderEliminar
  7. @Fernando. Gracias a ti :) Mucha suerte con tus futuros proyectos.

    ResponderEliminar
  8. Leí el libro para la escuela y tengo trece. Me encantó. Eso sí, las explicaciones sobre los hechos que ocurren son complicadas.

    ResponderEliminar

Los comentarios siempre son bienvenidos. Por favor, no incluyas enlaces a otras páginas o blogs.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails