21 septiembre 2011

Contra el viento del norte - Daniel Glattauer

Editorial: Alfaguara
Páginas: 239
ISBN: 9788420406107
Precio: 17,50 €

Internet, ese gran medio para ¿conocer? gente

Permitidme que empiece este comentario con una pequeña reflexión. Además de lectores voraces, creo que los que frecuentamos este tipo de páginas podemos considerarnos adictos a la red, a este espacio que ha cambiado nuestra vida y nos permite compartir aficiones con personas de la otra punta del país. Ahora bien, ¿realmente nos conocemos de verdad? Está claro de que con el tiempo hemos averiguado nuestros gustos literarios (lo que nos une, al fin y al cabo). Nuestra forma de escribir, el apodo y las imágenes que acompañan el perfil también sugieren algo sobre nuestra forma de ser, pero esto no siempre se acerca a la realidad que hay fuera de la pantalla. Algunos nos expresamos mejor por escrito que en persona, otros parecen bordes y luego son un encanto, el (relativo) anonimato de Internet invita a ser más sinceros de lo que somos cara a cara, etc.

Yo pienso, y lo digo después de haber conocido a bastante gente a través de este medio, que del ordenador al mundo exterior hay un abismo, para bien y para mal. Aquí no conocemos a las personas, sino a las imágenes que proyectan a través de sus palabras. Me pongo como ejemplo a mí misma: me han tomado por una mujer casada y con hijos (¡¡¡!!!), he recibido «humillaciones» virtuales por decir que me gusta un determinado programa de televisión (la valentía del anonimato), me han tachado de borde y prepotente (¡en persona soy más inofensiva!), etc.

Todo esto no quita que en ciertos momentos los conocidos de la red nos apoyen como lo haría un buen colega, aunque la relación siempre va a carecer del lenguaje no verbal de las miradas, la entonación y los gestos. Aun así, dentro de lo que cabe resulta mucho más fácil hacer nuevas amistades que encontrar pareja, por mucho que haya tantas webs que se dedican a ello con empeño. A un hipotético enamorado siempre lo idealizas más que a un amigo, de modo que al dar el paso de quedar en persona es más fácil adaptarse a su personalidad tanto si esta se corresponde o no con lo que esperábamos. Pero cuando hay sentimientos de por medio, ¡ay!, o te sale muy bien, o te llevas el chasco de tu vida.

Daniel Glattauer

Daniel Glattauer (Viena, 1960) es un periodista y escritor austríaco. Trabaja para el diario Der Standard desde el año 1989, donde se encarga de redactar reportajes judiciales, columnas de opinión y suplementos literarios. Dentro de su faceta de escritor destaca Contra el viento del norte (2006), que se ha traducido a treinta y dos lenguas, ha vendido más de dos millones de ejemplares en todo el mundo y quedó finalista del prestigioso premio German Book Price. Su continuación, Cada siete olas (2009), también tuvo muy buena acogida. Recientemente se ha traducido al castellano una de sus novelas anteriores, que lleva por título La huella de un beso.

Contra el viento del norte

Un correo electrónico enviado a un destinatario erróneo pone en contacto a Emmi y Leo. No se conocen, no existe un interés previo en esa correspondencia virtual; solo saben que viven en la misma ciudad. Ella está casada y trabaja como diseñadora de páginas web, mientras que él es profesor de universidad y acaba de terminar una relación tormentosa. Gracias al sentido del humor de ambos, empiezan a intercambiar mensajes en los que juegan a adivinar cosas del otro: su edad, su aspecto físico, etc. Poco a poco, lo que parecía un pasatiempo inofensivo se convierte en un vínculo intenso sin el que no pueden vivir. A todo esto, siempre hay un tema presente: ¿se conocerán en persona algún día? La curiosidad por verse, el temor a lo que pueda ocurrir cuando se vean, pero, sobre todo, el miedo a llevarse una decepción por no ser lo que cada uno esperaba les hace retrasar ese momento una y otra vez, con lo que esta peculiar relación llega a volverse enfermiza. ¿Se puede amar a alguien a quien solo conoces por unos mensajes de correo?

El título hace una metáfora con el viento del norte que impide a Emmi conciliar el sueño. Charlar con Leo durante la noche la ayuda, aunque a la vez le crea más angustia por el cariz que van tomando los acontecimientos. Me parece un título original, pero personalmente habría preferido que hiciera algún guiño a las relaciones virtuales, que al leerlo quedara claro que la historia va de esto.

Estilo

Contra el viento del norte se caracteriza por contener solamente mensajes de correo electrónico (algo así como una versión moderna del género epistolar). Correos impecables, sin abreviaturas ni emoticonos (ellos justifican su ausencia por la edad; yo me decanto más por una decisión del autor para demostrar que en la red también se puede escribir con buen gusto) Además de original por lo poco común de este tipo de redacción en la literatura, tiene la ventaja de ser fresco y rápido de leer. Me atrevería a añadir el calificativo de ligero, pero cuidado, ahora solo hablo del texto, no del contenido. La prosa está muy cuidada, cada personaje se expresa a su manera y quiero hacer una mención a detalles como el tiempo que tardan en responder, el campo asunto, etc. A pesar de su sencillez aparente, todo se encuentra pensado al milímetro.

Cambiando de tercio, la estructura también está muy elaborada: pese a abarcar solo e-mails, en todos los capítulos se produce un nuevo giro, un paso adelante en la relación de Emmi y Leo. Ocurre algo (virtual o real) que desespera a los protagonistas y a ti te hace tener más ganas de leer (¡es una historia tan adictiva!). Por todo esto, Daniel Glattauer me parece un gran escritor: no solo tiene ideas interesantes y novedosas, sino que sabe encontrar la manera adecuada de plasmarlas sobre el papel para sacarles todo el partido posible.

Impresiones

En primer lugar, Contra el viento del norte cuenta con la ventaja de ser una historia especial y poco vista (¡aunque en los tiempos que corren no tendría que serlo!). Poco a poco aparecen más libros que hablan de la importancia de Internet y las redes sociales (Pomelo y limón, de Begoña Oro, Lovebook, de Simona Sparaco, etc.), pero hasta el momento no había leído nada como la historia de Daniel Glattauer. La única crítica negativa que puedo hacerle se debe a la casualidad con la que empieza la relación (tal vez es poco creíble que a raíz de un e-mail erróneo dos personas empiecen a intercambiar tantos mensajes, sobre todo con los medios que tenemos hoy); en lo demás, me parece tremendamente real.

Las vivencias de Emmi y Leo no distan tanto de las que podemos vivir cualquiera de nosotros en una página de contactos o un foro. Una persona te hace gracia a través de los mensajes, empiezas a chatear o a intercambiar mensajes con ella y voilà, surge un interés. La caracterización de los protagonistas ayuda a sentir atracción por la trama, ambos caen bien enseguida y, pese a carecer de datos concretos hasta que la historia avanza, diría que están bien definidos (al menos dentro de este mundo virtual). Ella se muestra espontánea y con la lengua afilada (a veces demasiado), un carácter que esconde una necesidad de aventura causada por la monotonía de un matrimonio y unas cargas antes de tiempo. Leo, por su parte, es correcto en extremo, culto hasta resultar repelente. Los dos reflejan a la perfección el tipo de gente que podemos encontrar aquí, pues siempre hay personas que aprovechan este medio para ser más directas y otras para expresarse mejor que cuando hablan. Además, me gusta que ninguno sea el hombre o la mujer ideal, esto los hace más cercanos.

Cuando he dicho que el libro está formado por correos electrónicos lo digo en su pleno significado: no hay narración en tercera persona sobre el día a día de Emmi y Leo, todo se deduce a partir de lo que escriben en sus e-mails. Me parece un acierto por parte del autor, ya que de esta manera el lector sabe lo mismo de los personajes que lo que pueden averiguar ellos mismos. Alejarse de la narración convencional suele ser una apuesta arriesgada, pero Glattauer se lo ha currado y aprueba con nota.

Por otro lado, la relación amorosa se desarrolla de forma coherente y realista. No hay «chispazo» de inmediato, sino que se conocen poco a poco y con el tiempo se plantean las inconveniencias de este contacto. Sus comentarios están cargados de ironía, un aspecto que me encanta, aunque con el paso de las páginas los sentimientos también impregnan sus palabras. Quizá de entrada el argumento parece previsible y sencillo, pero lo cierto es que tiene muchos giros interesantes y el autor sabe mantener la intriga (me vi pensando en la historia cuando no la estaba leyendo).

Todavía quiero añadir algo más, una impresión que para muchos será más positiva que todo lo anterior: el libro me ha hecho sentir cosas mientras lo leía, desde emoción a risas, pasando por momentos de angustia y tristeza. He vivido su historia, al terminarlo me dolía el estómago de la tensión que me había provocado. En cierto modo, Contra el viento del norte es un carrusel de emociones, ya que hay una mezcla de sentido del humor (mucho, mucho sentido del humor) y momentos serios, sobre todo a medida que se acerca el final.

Hablando del desenlace, mi opinión (o mejor dicho, mi no-opinión) está muy condicionada por el conocimiento de la existencia de una segunda parte (Cada siete olas). Esto me impidió tomarme el último capítulo como algo definitivo, puesto que en todo momento fui consciente de que la historia no iba a acabar así. Por lo tanto, no puedo deciros si en otras circunstancias me habría encantado, me habría cabreado o me habría hecho llorar como una magdalena. Eso sí, no me cabe ninguna duda de que es un buen final.

Conclusión

Contra el viento del norte me parece una propuesta de lo más atractiva y original en medio de la avalancha de novedades que vemos en las librerías. Un tema actual, una prosa adictiva y unos personajes cercanos, ¡lo tiene todo para conquistar a muchos tipos de lectores! Considero que Daniel Glattauer ha hecho un gran trabajo de análisis para recrear con fidelidad el avance de una relación virtual entre dos personas que no se han visto nunca. Ni idealiza ni cae en tópicos, aunque eso le haga ser demasiado crudo para algunos. Por mi parte, lo recomiendo encarecidamente.

PD: Me gustaría pediros que, además de expresar vuestra opinión sobre el libro, comentarais qué opináis sobre el tema de Internet y las relaciones. Podemos tener una charla interesante.


Enlaces de interés:
Web de Daniel Glattauer



Mi valoración: 8,5/10

46 comentarios :

  1. Lo leí hace tiempo. Al principio me atrajo mucho, pero para mi, al final pierde un poco. Lo califiqué con un 7/10

    ResponderEliminar
  2. Es una gran reseña, sin embargo el libro me dejó fría. Esperaba más, al menos un final un poco más...
    Un saludo

    ResponderEliminar
  3. Pues yo tengo que confesarte una cosa ¡menos mal que no nos conocemos en persona! Me lo leí en dos días, y disfruté muchisímo pero también con muchas emociones intensas y contradictorias porque en aquel momento estaba teniendo una relación "virtual" con otra persona y ya estábamos haciendo planes para vernos en persona. Imagínate, me sentía reflejadisíma y acojonadisíma. Es excitante y satisfactoria una relación "virtual" según mi propia experiencia, pero a la hora de pasar al plano personal, se pasa mucha angustia pero también muchas expectativas e ilusión.

    Me gustó mucho la lectura, tanto con mi conflicto interno como si no lo hubiera tenido ¡Recomendadisímo el libro! Y el final... me pareció perfecto, a pesar de que yo también sabía que había continuación y eso también me condicionó. Me gustan los finales felices pero esta historia llamaba a gritos algo drástico para acabarla, y me pareció el broche final idóneo.

    ¡Muchas gracias por una reseña tan buena y bien fundamentada! Desde que descubrí hace poco este blog, me encanta leer tus reseñas, aunque a veces no comparta tus opiniones, pero para gustos colores.


    ¡Un cordial saludo!


    P.D. Por cierto, yo soy de esas personas que "cambian" virtualmente, aprovecho internet para ser yo misma, y resulto una persona más atractiva que en la vida real, ya que en ella tengo algunos hándicaps personales que condicionan mi forma de ser.

    ResponderEliminar
  4. A mi me gustó mucho, reconozco que no son libros para todo el mundo, pero yo me metí bastante en la historia, me dieron ganas de zarandearlos a los dos y decirles "pero de qué vais", y disfrute de sus emails y de la evolución claramente palpable en ellos

    Buena reseña

    Te seguimos
    Besos
    Lourdes

    ResponderEliminar
  5. No lo he leído todavía pero lo tengo desde hace tiempo en la lista de pendientes, todo el mundo habla maravillas de él.
    Respecto a las relaciones por internet, me parece un medio muy bueno para contactar con gente e intercambiar impresiones, hubo una temporada que me gustaba mucho chatear y conocí a gente que hoy considero se han convertido en mis amigos, así que creo que a través de la red pueden surgir muchos tipos de relaciones
    un beso!

    ResponderEliminar
  6. Creo que soy una de las pocas personas de la blogosfera a las que este libro no las entusiasmó tanto como al resto xD. Ojo, que no quiere decir que no me gustara, porque me gustó, sino que no lo vi tan maravilloso ni me encandiló. A decir verdad, no pude conectar ni con Emmi ni con Leo, y tanta ironía al final me resultaba repelente. Eso sí, supuso un buen entretenimiento para el tren.

    Sobre las relaciones en internet... Eh, qué puedo decir. He tenido y tengo muchos amigos y hasta se me ha llegado a declarar gente a la que rechacé por varios motivos. En general, me parece que la mayor diferencia entre Cadentia y mi yo real es que aquí soy más abierta y me expreso mejor. En la vida real soy más introvertida, me despisto con facilidad, estoy en la parra, etc. Luego está mi yo-anónimo que tiene algo más de mala leche y descaro, quizás porque al estar bajo el anonimato puedo decir lo que me da la gana sin tapujos, ¡y cómo me gusta! Eso sí, ese yo está fuera de la blogosfera, en sitios como 4chan y otros foros exclusivamente anónimos.

    ResponderEliminar
  7. Me gustó mucho este libro, mucho más que la segunda parte. Y el final me pareció buenísimo. No me pareció necesario escribir un segundo libro...
    Estupenda reseña.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  8. Cada vez más me apetece leer esta novela =) En cuanto a lo de conocer gente por internet ... creo que se pueden conocer buenos amig@s, aunque a mí me gustan más las relaciones cara a cara, pero de esta forme he podido conocer a gente que de otro modo no habría podido conocer =)

    ResponderEliminar
  9. vaya!que libro que debe ser!!!! muy buena tu critica, me encantó!!! ¿Y que opino del amor virtual"? que esta bueno que permita que muchas gente conozca a otra porque es una ayuda. hay personas timidas, etc que internet las saca el pudor pero ojo! que no todo lo que brilla es oro!!!! se debe tener muchisimo cuidado.
    Yo hace siete años que estoy de novia y, no se si en un futuro utilizaria esta herramienta. Me gusta mas cara a cara, porque te das cuenta a quién en verdad estas conociendo. Camuflarse no suele ser muy lindo. El camuflaje en la red ayuda a muchas mujeres y hombres pero....¿Y si llegado el momento de conocerte cara a cara desiluciona?
    besos

    ResponderEliminar
  10. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  11. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  12. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  13. @Anónimo. A mí ya ves que me gustó tanto el principio como el final :-). Después de leer la segunda parte (colgaré la reseña la próxima semana) aún valoro más este desenlace.

    @Mientrasleo. Vaya, ¡qué pena que te dejara fría! El final creo que es de los que gustan mucho o no gustan nada...

    @Solmar. Si a mí ya me pareció un libro intenso sin necesidad de tener una relación virtual, me imagino que tu caso las emociones se multiplicaron :). Muchas gracias por seguirme, me alegra que mis opiniones te gusten (aunque no siempre se pueda coincidir, ¡je, je!).

    @Lourdes. Sí, en más de un momento daban ganas de decirles cuatro cosas :P. Creo que es una señal de que nos metimos de lleno en su historia.

    @Tatty. A ver si te lanzas a por él ;). Te lo recomiendo para cuando te apetezca una lectura sencilla que te ayude a desconectar.

    @Cadentia. Yo también me cansé un poco de su ironía y el rollito que se traen, pero más en la segunda parte que en esta. Por cierto, me alegra que ese yo descarado esté fuera de la blogosfera :P. En lo demás me identifico contigo, también soy más abierta por aquí que en persona.

    @Margari. Qué te voy a decir, pienso exactamente igual que tú :). En mi reseña del segundo libro hay un cambio drástico...

    @Samira. Ya, como las relaciones cara a cara no hay nada, aunque quiero creer que Internet es un buen medio para conocer gente que luego puede formar parte de tus amistades en la vida real :).

    @Brisa. Claro, hay que tener mucho cuidado con estas cosas, siempre salen casos de gente que ha mentido y al final resultaron ser muy diferentes a lo que habían dicho...

    @Diariodeunacharra. Creo que cuando has ido a borrar los comentarios repetidos los has eliminado todos sin querer :). Como los he leído en el correo, te comento que a mí tampoco me llamaba la estructura en forma de e-mails y aun así ya ves que me ha gustado mucho. Te animo a darle una oportunidad, no te va a llevar demasiado tiempo ;).

    ResponderEliminar
  14. La primera parte me encantó, la segunda no tanta. Estoy totalmente de acuerdo contigo, siempre es un riesgo poner cara a alguien que sólo conocemos a través del ordenador, yo tengo experiencias fantásticas y otras decepcionantes...

    ResponderEliminar
  15. @Matiba. Me pasó lo mismo con la segunda parte. ¡Qué lástima!

    ResponderEliminar
  16. Hasta leer tu reseña, no me había animado a leerlo. No me llamaba la atención su estructura en forma de e-mails y no tenía una idea clara de la trama. Luego de leer, quedé con ganas de leerlo y ya está en mi lista de pendientes.

    En cuanto a las relaciones por internet, no paso de la blogosfera, alguno que otro foro y el Twitter. Nunca me he animado a entrar en chats o en foros (que tengan ésta finalidad), y hablar con desconocidos. Sí, puede que encuentres amistades que valgan la pena, pero las prefiero cara a cara sin computadoras de por medio.

    Maravillosa la reseña, como siempre.

    ¡Un cordial saludo!

    ResponderEliminar
  17. @Carla. Me alegra que el libro te haya llamado la atención :). A mí tampoco me atraía esa estructura de correos electrónicos, pero al final ha resultado ser una grata experiencia.

    ResponderEliminar
  18. Como siempre, estupenda reseña =)

    A mí me gustó bastante más de lo que pensaba... aún sabiendo que ya había continuación, el final me encantó.
    Y por supuesto, estuve media novela queriendo abofetear a Emmi jejej

    Besotess

    ResponderEliminar
  19. @Shorby. A mí me cayó peor Leo, ¡ja, ja!

    ResponderEliminar
  20. Me encantó este libro, lo leí en una noche (no pude dormir hasta que se acabó). Y Leo, me ganó! :-)

    A ver que te parece la segunda parte. Un abrazo!

    ResponderEliminar
  21. @Saramaga. Yo tardé un poco más :P, pero sí, engancha enseguida y se lee muy rápido. Publicaré la reseña de la segunda parte la próxima semana, ya te adelanto que me decepcionó...

    ResponderEliminar
  22. Gran reseña, creo lo mas llamativo de este libro es su propuesta novedosa, cuando lo abri me desoriente un poco por esa misma razon, pero despues descubri lo interesante y divertido que era. Besos!

    ResponderEliminar
  23. Efectivamente, nos vamos haciendo una idea de cómo somos aquellas personas a las que leemos frecuentemente pero no sé decirte si es una idea fiel o no con la realidad porque nunca he llegado a conocer "realmente" a nadie que conociera "virtualmente". Algo de nuestra forma de ser y de nuestra vida siempre transciendes; está claro que siempre sale algún comentario personal que nos va dando una idea de cómo es la otra persona. Pero supongo que, si llegamos a conocernos, no tendrá demasiado que ver con la realidad...
    Respecto al libro, a mi me encantó.
    Besos

    ResponderEliminar
  24. Me gustó, sí, aunque el segundo no pienso leerlo ;)

    En cuanto a las relaciones por internet, ¡claro que sí! He conocido a muchas blogueras de Tenerife gracias a los comentarios intercambiados vía internet. Creo que es un sitio tan apto como cualquier otro para conocer gente.

    ¡Un saludo!

    Lana.

    ResponderEliminar
  25. @Kyoko. Es verdad, hace una propuesta diferente y, aunque parezca sencillo, tiene un fondo de lo más interesante.

    @Laky. Ya, yo lo veo más difícil en los espacios en los que solo intercambiamos opiniones sobre un tema concreto (en este caso los libros). Supongo que es más fácil hacerse una idea en foros y chats donde también se habla de cuestiones personales, aunque el salto al mundo real siempre nos trae sorpresas.

    @Lana. Haces bien en no leer el segundo, después de leer los dos me quedo sin duda con el primer final :).

    ResponderEliminar
  26. En mi pais ya lo pille y me gustaria leerlo! auqnue temo llevarme una decepcion con la segunda parte!

    ResponderEliminar
  27. pues se ve bien ^^ la verdad si le daria el chance!

    besos!

    ResponderEliminar
  28. @Nina, @Liz. Yo os animo a darle una oportunidad, la primera parte por sí sola ya merece la pena ;).

    ResponderEliminar
  29. Tengo los dos libros esperando su turno para leerlos, pero aún no me he puesto a ello. Supongo que cuando lo haga me sentiré bastante identificada con la historia, porque precisamente a mi chico lo conocí en Ciao!... :-O

    ResponderEliminar
  30. @Espe. Anda, ¡no tenía ni idea! :) En ese caso seguro que te hará mucha gracia leerlo, je, je.

    ResponderEliminar
  31. Hola! a mi no me gustan normalmente las novelas románticas, pero esta fue interesante. Estoy de acuerdo en que el inicio no es muy creíble. De hecho yo cuando comencé a leerlo pensé zzzzzzzzz que flojera, quién haría eso, ni cuando no tienes que hacer....
    Pero bueno después la historia toma un rumbo interesante, tanto que terminé de leer la segunda parte en dos días jaja.
    Es curioso yo también llegué a fastidiarme de Emmi, qué fastidiosa y sarcástica, aunque en cierto modo me llegó a recodarme a mi misma con dos amigos que querían salir conmigo y yo me hacía la loca y precisamente para evitarlos prefería verlos poco y mejor chateabamos. Dije que horror, así era yo? jaja pobres hombres.

    Como mencioné al principio no soy fan de la novela romántica, pero al final de la segunda parte quedé súper inspirada jiji.

    ResponderEliminar
  32. @Anónimo. A mí tampoco me gusta la novela romántica, pero esta historia de amor me gustó mucho :). Creo que tiene un estilo que la hace apta para muchos tipos de lectores, independientemente de los gustos que tengamos.

    ResponderEliminar
  33. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  34. Empezó gustándome mucho, pero según iba leyéndolo iba perdiendo interés. Lo terminé pq tenia ganas de saber si al final se conocian. Traté de leer "cada 7 olas" y no pude terminarlo.
    En cuanto a las relaciones gracias a internet, no tengo experiencia, pero supongo que será como antaño, que conocíamos a gente por correspondencia y sé por propia experiencia que se pueden conseguir muy buenos amigos. Incluso una amiga que conocí de esa forma, ella a su vez conoció a su hoy marido también por carta.

    ResponderEliminar
  35. @Anónimo. Yo creo que conocerse por carta aún tiene más mérito, ya que el proceso es más lento y no hay herramientas de mensajería instantánea como en Internet. Muy bonita la historia de tu amiga.

    ResponderEliminar
  36. Finalmente lo he leído, y lo he disfrutado mucho, sobretodo las partes en las que tratan de averiguar quién era quién en su "encuentro" en el café.

    El final me dejó fría. No imaginé que terminaría así, aunque no creo que lea el siguiente...

    Lo he terminado en un sólo día, quedando conforme. Probablemente lea más de este autor.

    ResponderEliminar
  37. @Carla Villalba. A mí también me gustaron esas partes, me contagiaron su intriga :). El final sí que me convenció, me dejó bastante impactada porque no me lo esperaba para nada.

    En mi opinión, no te pierdes nada si no lees el siguiente, me pareció una continuación para contentar a los lectores. El primero es mucho más sorprendente.

    ResponderEliminar
  38. Me leí ambos libros hace escasas semanas por recomendación de una amiga.
    La verdad es que el sistema de e-mails me encantó, me pareció de lo más curioso y no era capaz de parar de leer. Pero llegue a odiar a Emmi hasta el extremo: ¿te gusto o no te gusto? ¿que piensas sobre mi? ya sé que lo nuestro es imposible, pero... ¿te enamorarías de mi? y yo, yo y más yo... La verdad es que agradecí la segunda parte, Emmi se calma un poco, recapacita sobre su vida... me pareció una persona más cercana... Aún así, recomiendo ambos libros ;)

    Por cierto, he conocido tu blog ayer y me encanta ;) se va directo a favoritos ^^

    ResponderEliminar
  39. @Anónimo. Muchas gracias por seguirme :). A mí Emmi a veces también me puso nerviosa, aunque la entendí bastante.

    ResponderEliminar
  40. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  41. Hola! Enganchadisima a esta historia cibernautica :). Me está divirtiendo mucho.
    Felicidades por la reseña!

    ResponderEliminar
  42. @Mariuca. A mí también me tuvo atrapadísima. Al pensar en esta novela me acuerdo de las noches en las que tenía que ponerme a dormir pero no era capaz de parar de leer :).

    ResponderEliminar
  43. ¡Hola, Rusta!

    No he leído el libro aunque sí algún siento curiosidad, sólo tengo que ir a la habitación de mi hermana pequeña y cogerlo prestado. Me ha gustado mucho la reflexión sobre Internet porque yo hace tiempo llegué a conclusiones parecidas. Me gusta mucho el contacto cara a cara y a la hora de ligar lo prefiero aunque también suele cohibir más pero no descarto lo de conocer gente por Internet aunque las personas que de vez me importan las conozca en persona.

    Buenas noches,
    Elena Velarde.

    ResponderEliminar
  44. @Elena Velarde. Totalmente de acuerdo contigo. No hay nada como conocerse cara a cara; es más difícil, pero también más satisfactorio :).

    ResponderEliminar
  45. Hola alguien me dice como se ayudo leo para describir a emmi?

    ResponderEliminar
  46. Y si alguien me puede describir el episodio de la noche en que leo borracho se dirige a Emmi?

    ResponderEliminar

Los comentarios siempre son bienvenidos. Por favor, no incluyas enlaces a otras páginas o blogs.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails