07 noviembre 2012

Saber elegir

Cada vez tengo más claro que el noventa por ciento de las posibilidades de disfrutar de una novela depende de saber elegir. Las sinopsis sugerentes, las cubiertas atractivas y las grandes campañas de promoción pueden resultar tentadoras, pero en la práctica hay indicativos mucho más fiables para acertar. El más evidente es el autor: si lo hemos leído previamente y nos ha gustado, es probable que no nos defraude. La otra opción es fijarse en la editorial que lo publica.

Yo tengo debilidad por Salamandra y Lumen: son sellos con publicaciones que van acorde con mis gustos y rara vez me decepcionan. También me transmiten buenas vibraciones Impedimenta, Libros del Asteroide, Seix Barral, Siruela y Tusquets, aunque acudo a ellas con menos frecuencia. Del mismo modo, sé que cuando me acerco a un libro de Maeva encontraré una trama amena y entrañable, o que cuando hago lo propio con Temas de Hoy descubriré una novela que aúna entretenimiento e historia. En materia juvenil, no es ningún secreto que me decanto por Ediciones SM y Noguer, aunque sé que cuando solo busco distracción Montena y Molino no me fallan. 

Analizar la línea editorial ayuda a discernir qué publica cada grupo y, como consecuencia, hacernos una idea de lo que encontraremos en su catálogo. Al igual que nos fiamos de los reseñadores con gustos similares a los nuestros, podemos confiar en los editores que hay detrás de un sello que nos convence. Como lectora, reconozco que no empecé a prestar atención a esto hasta que me estrené con el blog y (aunque parezca una tontería) comencé a apuntar la editorial de cada libro al comienzo de las reseñas. Desde entonces he aprendido mucho y soy consciente de que hay chascos que podría haber evitado.

Cuando veo una landscape novel en manos de un hombre, o una novela densa en las de un lector de literatura comercial, o una obra muy adulta en las de un quinceañero acostumbrado a lo juvenil, sé que si no gustan no será culpa del libro, sino de haber caído en las manos equivocadas. Todos los lectores compartimos nuestro amor por la lectura, pero entre nosotros somos distintos, cada uno tiene sus preferencias y, salvo unos pocos títulos de interés universal, lo natural es que cada uno lea textos diferentes. Por eso resulta útil que haya editoriales tan diversas: no se trata de que unas sean mejores que las otras; la clave está en dar con aquellas que publican lo que más nos deleita.

El resultado de todo ello es que de los cincuenta libros que he leído en lo que va de año apenas me he llevado decepciones. Me considero una lectora bastante crítica y exigente, pero está demostrado que incluso los que somos difíciles de contentar podemos ir a lo seguro si aprendemos a seleccionar lo que leemos. Y esto, con la cantidad de publicaciones que hay en el mercado, es sin duda una gran facultad.

23 comentarios :

  1. Yo diría que el 100% está en saber decidir. Yo se perfectamente que si quiero algo realista y entrañable, tengo que ir a por Nube de tinta, la verdad es que es cierto que cada editorial o sello editorial está más enfocado a un género literario, lo que hace que nuestra búsqueda sea más amena.

    ¡Un saludo!

    ResponderEliminar
  2. Dejarse llevar por las campañas de marketing es lo peor, prefiero equivocarme al elegir una novela por su portada (tengo debilidad)que porque una editorial me trate como a un borrego haciéndome creer que me vende lo mejor. Llevas razón en lo que dices de las editoriales, poco a poco las vas conociendo y sabes a qué atenerte con cada una. Por ejemplo mi relación con Maeva nunca ha sido buena, me he leído algunos libros suyos que han sido auténticos truños, aunque también tengo que decir a su favor que Criadas y señoras me encantó. Que sigas teniendo tan buen ojo para poder disfrutar de tus lecturas. Besos.

    ResponderEliminar
  3. Reconozco que me dejo llevar mucho por la sinopsis. Si leo la parte de atrás del libro y me llama, el libro si viene para casa. Si si leo un libro de aún autor y me gusta, voy corriendo a comprarme más de él/ella. De lo que no me fío son de las campañas de marketing (cuanto más bombo le dan aun libro más huyo de él).

    ¡ah! y claro, también me guío por las reseñas de los blogueros.

    Besotes

    ResponderEliminar
  4. Yo suelo fijarme más por autores, pero en cuanto a editoriales me gustan bastante las obras de Salamandra, SM Y Gigamesh.

    Por supuesto también tengo en cuenta las recomendaciones de los blogs que suelo leer :)

    Besos.

    ResponderEliminar
  5. Yo he leído siempre aleatoriamente hasta que me sumergí en el mundo de los blogs. Agradezco enormemente esta entrada porque a partir de ahora me fijaré también en las editoriales. Es una buena manera de huir de los libros nefastos,que debido a mi inexperiencia me he topado con unos cuantos! jeje
    Ahora, gracias a los bloggers llevo una buena racha. Un saludo.

    ResponderEliminar
  6. Yo me fío mucho de las recomendaciones de Laky no me suele defraudar ;D y luego me vuelven loca las portadas de MAeva

    ResponderEliminar
  7. Yo no suelo leer muchas novedades, así que lo que publiquen las editoriales no me sirve de mucha ayuda. De vez en cuando cae alguna, pero me gustan más los libros que hay en mi casa o en casa de mis amigos y familiares, así que para saber elegir yo me fío de las recomendaciones.

    Por ejemplo: mi tío es experto en novela histórica, y si quiero leer algo bueno de ese género le pido consejo. Por otro lado, mi novio disfruta con los libros más "profundos" (no estoy diciendo que los otros no lo sean, es por diferenciar y nombrarlos de alguna forma) y cuando me apetece algo así siempre he acertado leyendo sus recomendaciones.

    Muchas gracias por esta entrada. Yo disfruto mucho con tus reflexiones.

    ResponderEliminar
  8. @La Mujer. Sí, si nos fijamos en cada sello resulta mucho más fácil acertar.

    @Rebeca de Winter. Es que dejarse llevar tanto por las campañas es una tontería: una editorial nunca va a vender como malo un libro, y hay auténticas joyas que se publican sin ningún tipo de promoción.

    @Poemas. La sinopsis también es importante; yo siempre necesito saber un poco de qué va un libro antes de decidirme (aunque hay algunos tan buenos que no importa el género al que pertenezcan).

    @Ana. Sí, yo también tengo muy en cuenta las opiniones de algunos blogs. Es fantástico encontrar a gente con la que se coincide en gustos.

    @Montse Ríos. Me alegra que leer otros blogs te ayude a elegir mejor las lecturas. Y sí, te vendrá bien fijarte en la editorial, porque a algunas se las ve venir enseguida.

    @Cartafol. Maeva hace un buen trabajo con las cubiertas, sin duda.

    @Gijón. Claro, las recomendaciones de lectores que conocen bien un género siempre son lo mejor, pero cuando no se tienen cerca, los blogs y la línea editorial son buenas alternativas.

    ResponderEliminar
  9. Con el tiempo uno va conociendo sus gustos, con lo que de entrada ya evitas algún que otro "disgusto". Lo cual no quita para que de cuando en cuando te lleves un chasco, incluso entre tus escritores de cabecera.

    ResponderEliminar
  10. Yo no me guío por las editoriales, a veces ni siquiera me fijo en que editorial és. Últimamente, desde que estoy en el mundo bloguero, casí todos los libros que leo son porque los he visto reseñados, han tenido buenas críticas y, por supuesto, a mi me ha llamado la atención la sinopsis. Besos!

    ResponderEliminar
  11. Es cierto que puede ocurrir que si te gusta un libro, lo más probable es que otros libros del mismo escritor no te defrauden. Pero no siempre es así. De hecho podría nombrar varios escritores que no cumplen esa teoría. Hace tiempo elegía mis libros basándome en el escritor, pero me di cuenta de que no es la mejor opción de tener una buena novela entre mis manos.
    Hoy en día me baso en dos criterios fundamentales: el primero es la sinopsis. Si no me gusta o pienso que puede no ser de mi interés, lo descarto. El segundo, las opiniones de los lectores. Sumando el resultado de ambos criterios con mis gustos personales casi siempre acierto (digo "casi" porque también ocurre que una buena sinopsis acompañada de unas excelentes críticas pueden dar como resultado un bodrio imposible de leer).
    Existe, además, un tercer factor tanto o más importante que los anteriores y del que ya hablamos hace algún tiempo por aquí. Es el estado de ánimo o la receptividad que tengas en ese momento con esa novela en particular. Puede ocurrir que hoy no me apetezca o no consiga sumergirme en una historia determinada, pero dentro de dos años esa misma novela me parezca fantástica (o viceversa).
    En cualquier caso, opino que no es fácil elegir una novela que te pueda entusiasmar. Pero, ¿acaso no resulta bonito ese estado de incertidumbre?

    ResponderEliminar
  12. Más que por editoriales me dejo llevar por autores. Aunque desde que empecé en esta aventura de los blogs, muchos son los libros que me llevo apuntados y hasta me atrevo y disfruto con géneros que no pensaba que me iban a gustar tanto. Y es que siempre intercambiar opiniones ayuda, más que hacer caso a las brutales campañas de marketing.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  13. Si te soy sincera nunca había caído en fijarme en las editoriales de los libros que leo... Tengo una lista con los títulos y los autores de éstos, pero a partir de ahora también añadiré la editorial. Gracias por éste consejo!!;)

    ResponderEliminar
  14. A mí me gusta mucho Funambulista, porque es signo de buena literatura y no es precisamente comercial. En cuanto a las más conocidas, nunca decepciona Maeva, pero para colaborar con ellos tienes que tener 600 seguidores en el blog.

    ResponderEliminar
  15. Yo me fijo en la portada y sinopsis, después leo blogs y críticas en varias páginas. Hasta ahora me he llevado muy pocos chascos. Ahora también me fijaré en la editorial, gracias!!

    ResponderEliminar
  16. Ahora que lo mencionas he notado que sí tiendo fijarme en las editoriales. Las editoriales con las que tengo mejor experiencia han sido Lumen, Seix Barral y Martínez Roca, también están Plaza&Janés, Grijalbo y Alfaguara la busco para lecturas contemporáneas(claro que hay muchas que no llegan hasta mi país).
    No puedo negar que ciertas portadas pueden ser muy convincentes, pero no es mi principal método de selección.

    ResponderEliminar
  17. Creo que está bien saber decidir pero también es cierto que tiene que haber un margen para abrirnos los ojos a nuevos descubrimientos, que quizás nos abran una nueva linea de la que picotear lecturas. Interesante tu reflexión. Besos.

    ResponderEliminar
  18. ¡Hola, te sigo!

    La verdad es que tienes razón. Pese a que yo leo todos los géneros, y no me centro en ninguno en especial, he aprendido (a la fuerza) a huir de traducciones malas y novelas que en realidad no tienen demasiada calidad. Por ejemplo, las novelas que La Factoría de Ideas publicaba antes (ahora no, ha mejorado muchísimo) tenían unas traducciones lamentables, que hacían que quisieras sacarte los ojos.

    Últimamente que compro mucha literatura de bolsillo (en todos los géneros) me gustan mucho las ediciones de DEBOLSILLO y me parecen las mejores. Y estoy de acuerdo contigo en lo que dices de Sm y Montena, y de Salamandra ni te cuento: todo joyitas. Siruela también me parece de una calidad admirable, sí ;)

    ¡Buena entrada!

    ResponderEliminar
  19. @Pedro. Sí, con el tiempo cada vez tenemos más claro lo que queremos y lo que no.

    @Kristineta. Las reseñas también son una buena referencia, siempre que se coincida en gustos y criterio con el otro bloguero.

    @Francisco. Yo creo que depende del autor. Si hablamos de uno que ha tenido un best-seller, puede ser, porque es más difícil que cumpla las expectativas de todos los lectores y se le criticará tanto si apuesta por la misma fórmula como si hace todo lo contrario. Pero los buenos escritores, de calidad contrastada y con una trayectoria, es más difícil que defrauden. Yo sé, por ejemplo, que de Juan Marsé o Almudena Grandes habrá libros que me gusten más o menos, pero nunca me voy a encontrar un mala novela suya.

    De todas formas, estoy de acuerdo contigo en que a veces esa incertidumbre de no saber si un libro nos gustará o no es un sentimiento estupendo :).

    @Margari. Pues mira que en la blogosfera se suelen notar bastante las campañas, cuando una editorial envía un libro en masa y cosas así. En cualquier caso, estoy de acuerdo en que intercambiar opiniones siempre va bien :).

    @Neguema. Te irá bien para darte cuenta de cuáles son las más fiables, ya lo verás ;).

    @Leira. Las formas de promoción en la red de algunas editoriales dejan bastante que desear...

    @Lucía. Yo también suelo buscar opiniones si la sinopsis me ha llamado la atención, a menudo incluso de webs extranjeras.

    @Marieru. Haces bien. Hay muchas cubiertas bonitas desperdiciadas en libros mediocres, y al revés, portadas normales para joyas de la literatura.

    @Emma Bovary. Supongo que depende de cada lector, algunos somos de gustos fijos :).

    @Sasy. Es verdad, en las traducciones y el cuidado de la edición en general también se nota muchísimo la diferencia entre unas editoriales y otras.

    ResponderEliminar
  20. A mí me gustan los libros de, digamos, lectura ligera. No creo que porque un libro sea más denso vaya a ser mejor. Y mis géneros favoritos son el terror y el misterio. Y por esto creo, igual que tú, que el problema muchas veces no viene del libro (a no ser que sea un completo truño, que haberlos haylos), sino de que el lector no ha escogido adecuadamente. Quizás esto os parezca una blasfemia y os haga pensar que no tengo gusto, pero prefiero una novela de terror de James Herbert a El Quijote, porque sé que la de terror me va a entretener (que es lo que busco), y El Quijote... bueno, digamos que no.

    ResponderEliminar
  21. @Al rico libro. Yo creo que cada tipo de libro tiene su escala de niveles, es decir, entre los ligeros hay libros buenos y malos, pero también en los densos hay de todo. Hay gente que siempre pone la literatura densa por encima de la otra, pero me parece un error compararlas porque juegan en ligas completamente distintas. Y, por supuesto, cada lector opta por lo que más le apetece :). No creo que digas ninguna blasfemia, estoy segura de que la mayoría de lectores también prefiere la literatura entretenida.

    ResponderEliminar
  22. ¡Hola, Rusta!

    Tenía un comentario pendiente en esta entrada. Muy interesante y con mucha verdad destrás de cada una de las palabras. La verdad es que es muy importante saber elegir las lecturas, ya sea de ficción o técnicas.

    Yo suelo comprar muchos libros de Booket y Debolsillo, y algunos de Maeva y Salamandra. A la hora de comprar clásicos me suelo decantar por Alba Editorial y Cátedra. Si hablo de Literatura Juvenil, me encantan Gran Angular y Alerta Roja. Por último, para monografías de Historia y Arqueología me encantan Ariel y Crítica.

    A la hora de elegir un libro también me fijo en la sinopsis de la contraportada, la portada y las reseñas de los blogs. No le hago mcuho caso a las campañas promocionales. Respecto a los autores, suelo empezar por las obras más desconocidas y si me gustan leo sus grandes obras (esto lo hago muy a menudo con los clásicos y también lo he hecho con algún autor contemporáneo).

    Saludos de una chica a la que le encanta tu blog. ;-)

    ResponderEliminar
  23. @Elena Velarde. Gracias :). Yo suelo hacer lo contrario con los autores, si es posible prefiero descubrirlos con la que se considera su mejor obra, no vaya a ser que escoja una de las menores y me lleve una mala impresión, ¡je, je! En cuanto a las lecturas técnicas, yo creo que ahí también es muy importante el consejo de un experto, como un profesor o un bibliotecario, para orientar mejor al lector en función de lo que esté buscando.

    ResponderEliminar

Los comentarios siempre son bienvenidos. Por favor, no incluyas enlaces a otras páginas o blogs.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails