17 diciembre 2012

En defensa del libro de Jorge Javier Vázquez

Quiero romper una lanza por el libro de Jorge Javier Vázquez, que se ha convertido en un best-seller desde el momento de su publicación. Todos conocemos la trayectoria del autor como presentador de programas del corazón, lo que le hace cosechar numerosas burlas y un gran desprecio, no solo hacia él mismo, sino hacia a las personas que han comprado su libro. No tengo ningún interés en leer La vida iba en serio por la sencilla razón de que mis lecturas van por otros derroteros, pero el propósito de esta entrada no es defender la obra en sí, sino exponer mi rechazo hacia los comentarios despectivos que se le dedican por el simple hecho de haberse publicado (porque quienes la critican no la leen, claro).

El primer error que cometen las personas que atacan La vida iba en serio o cualquier novela escrita por un personaje popular es el hecho de no ser conscientes de que este libro no se dirige a ellas. Por suerte o por desgracia, el mercado editorial es muy amplio: hay obras de los grandes literatos, joyas olvidadas, literatura comercial, y también propuestas para gente que no suele leer. Quienes compran lo que escribe Jorge Javier son, sobre todo, gente que lo ha seguido en televisión, se lo ha pasado bien con su programa y siente curiosidad por saber qué cuenta de su vida en estas páginas. No buscan calidad literaria, ni siquiera una historia entretenida; lo que les interesa es su autor.

Aun así, muchos lectores asiduos lo critican duramente porque, según ellos, el hecho de que un libro como este venda tanto es "una muestra del analfabetismo y el borreguismo de este país", por citar una de tantas lindezas que se han dicho. Dejando a un lado lo mucho que me horroriza que se utilice la palabra "analfabeto" tan a la ligera y como un insulto, me parece que en general hace falta una buena dosis de autocrítica. Jorge Javier no se convertirá en el nuevo Premio Nobel, de acuerdo (tampoco lo pretende), pero ¿acaso los misterios tipo Dan Brown, los vampiros románticos a lo Crepúsculo o la moda erótica de Cincuenta sombras de Grey aportan realmente algún tipo de enriquecimiento al lector?

Dicho de forma más simple: novelas sin calidad literaria hay muchísimas. Aunque he citado las más conocidas porque son las más fáciles de identificar, quiero poner énfasis en el hecho de que entre las propuestas menos populares también hay malos libros que no deberían haber visto la luz jamás, pero que por el simple hecho de estar escritas por personas que no conocemos parece que se merecen un mayor respeto. Yo no estoy de acuerdo con esta concepción: el libro de Jorge Javier -incluso aunque esté bien dentro de lo que se propone hacer, cosa que no dudo- se ve venir; lo que deberían hacer los lectores asiduos es centrar sus críticas en las novelas que en principio sugieren otra cosa y luego resultan ser de un nivel lamentable. Se trata de una cuestión de relaciones: el libro de Jorge Javier para sus seguidores; otro tipo de obras para los lectores habituales.

Insisto: en las librerías hay mucha mala literatura más allá de las publicaciones de autores famosos. La gente está muy equivocada cuando piensa que por el simple hecho de leer se está culturizando; no, eso depende de qué se lea, y a menudo los que más desprecian casos como el que he comentado son quienes se nutren de literatura comercial facilona y tópica. Quien tenga una preocupación real por el tipo de libros que se publican debería centrarse en analizar la brutal cantidad de literatura de entretenimiento que llega al mercado, no en poner el grito en el cielo por casos puntuales de famosos que, sí, publican gracias a su nombre y no por la excelencia de su escritura, pero no se dirigen a nosotros, los lectores versados, sino a un público muy diferente.

Incluso hay gente con pretensiones de escribir que toma como lema el "Si han publicado a este personajillo, por narices me tienen que publicar a mí también" o el "¿Cómo no voy a escribir mejor que ese tipo?". No, esta no es la actitud. De entrada, porque quien quiera ser escritor debería inspirarse en los buenos autores (¿o acaso solo se aspira a superar a los más malos?), y en segundo lugar porque eso de que los personajes famosos escriben mal es un prejuicio enorme. De todos modos, incluso en el supuesto de que lo hicieran fatal, hay que entender que juegan en otra división, la del público que compra su libro por razones no literarias. No es justo ni acertado valorarlos con el mismo rasero que a los demás.

Además, desde el punto de vista económico, libros como La vida iba en serio son una bendición para la editorial que los publica porque sanean las cuentas. En este punto es muy común referirse al afán del editor por enriquecerse aunque sea a costa de publicar malos libros. Nada más lejos de la realidad: aparte de que esta profesión dista mucho de ser para hacerse rico, si este tipo de obras ven la luz es porque habrá gente que las comprará, el público las demanda; estoy segura de que a más de un editor le duele tener ciertos títulos en su catálogo. El problema es que resulta más fácil hablar de lo malas que son las editoriales que hacer autocrítica y reconocer que el interés de uno mismo no es precisamente la alta literatura. En cualquier caso, los ingresos generados por las buenas ventas permiten que se pueda publicar a autores que quizá no venden tanto pero son valiosos desde el punto de vista literario. Al final, gracias a Jorge Javier y otros autores de best-sellers se puede llegar a hacer algo provechoso por la literatura.

Por último, no quiero que este artículo se malinterprete: a mí también me encantaría que todos leyésemos buenos libros, que existiera una mayor formación cultural y que España se conociera más por Cervantes que por los toros; todo esto me gustaría porque las humanidades me apasionan y creo que nos aportan un aprendizaje muy positivo. Pero la realidad dista mucho de ser así, y creo que no sirve de nada despreciar por sistema a autores y lectores de obras como La vida iba en serio. Por delante de cualquier opinión debe ir el respeto hacia quienes no la comparten -en este caso, los que leen un libro porque su autor les cae bien, no para culturizarse-, puesto que cada uno es libre de elegir qué quiere hacer con su tiempo; no existe ninguna obligación de dedicarse a adquirir conocimientos y no se es ni mejor ni peor por no hacerlo. Todo es cuestión de una elección personal.

23 comentarios :

  1. Hay muchas cosas con las que estoy de acuerdo con tu entrada y otras con las que no.
    Personalmente, no creo que libros como estos con sus ingresos ayuden a esas mismas editoriales a publicar a otros autores. No lo creo por el simple hecho de que una editorial no es una ONG, es un negocio. Si esto es lo que vende es lo que venderán. No se puede echar la culpa a quien pretende venderle a la gente lo que esta quiere.

    Más que una crítica, lo considero un hecho. Al fin y al cabo pasa en todos los campos, lo veo de cerca en la arquitectura. Habrá casos en los que no. Editoriales que se dediquen a publicar cosas por el hecho de ser buenas, las hay, claro que sí. No me refiero a eso, pero desde luego, una editorial vive de vender.

    Dicho esto, es solo una opinión y cada cual que lea y compre lo que le de la gana. Yo jamás compraría este libro, probablemente el de ningún famoso, ¿por prejuicio? puede ser, por lo que sea. Pero prefiero darle antes una oportunidad a un desconocido que puede que le haya costado más llegar a publicar su obra.

    Al margen de mis opiniones, muy buena entrada.

    Un beso,
    Berenice

    ResponderEliminar
  2. Bueno en principio tampoco entra en mis planes leer esta novela, por el simple hecho de que no me interesa su argumento. Reconozco que como personaje televisivo ni me va ni me viene. No me interesa el tipo de programas que conduce, pero esto no impediría que leyera su libro si el argumento me llamara la atención y lo digo porque aunque yo también suelo ser reticente a la hora de elegir novelas publicadas por “televisivos”, reconozco que me llevé una muy grata sorpresa, por ejemplo, cuando leí la novela de Teresa Viejo “La memoria del agua” y no iba yo con muchas expectativas. También estoy leyendo muy buenas opiniones sobre los libros de Maxim Huerta a quien seguramente sí acabaré leyendo, pero sin embargo leí uno de Nuria Roca “Los caracoles no saben que son caracoles” y me pareció muy muy flojo, y también lo intenté con un par de Boris Izaguirre y no conseguí terminar ninguno, así que imagino que no se debería generalizar y meter en mismo saco a todo el mundo. Habrá mejores y peores libros entre todos estos “televisivos” de igual forma que hay mejores y peores novelas entre escritores más o menos consagrados.

    Puedo entender que haya gente que no soporte a Jorge Javier y rechace el libro, pero bueno, nadie obliga a nadie a comprarlo, lo que no es lógico es ponerlo verde sin haberlo leído, ni el de Jorge Javier ni el de nadie. También los habrá muertos de envidia al ver que este hombre escribe una novela y ¡zas! Planeta nada menos va y se la publica, pero como dices, con los tiempos que corren, a la editorial le viene muy bien, porque para ellos son ventas seguras.
    Si no estoy equivocada ahora mismo también tenemos a María Teresa Campos con su libro sobre Letizia en plena promoción y sinceramente tampoco me interesa ni pizca.

    Mira esto es como cuando a los que vemos Gran Hermano nos ponen verdes. Pues hija, nadie lo verá pero no veas tú cuánto sabe la gente sobre el tema cuando empieza una nueva edición y ya te digo que más de uno se comprará el libro de Jorge Javier pero no lo reconocerá jamás de los jamases ¡ja,ja!

    En el fondo lo importante es leer y cada uno debe elegir lo que le apetezca y tachar de analfabeto a alguien que elije este tipo de libros pero parece de una ignorancia enorme. Yo siempre digo que nadie tiene la razón cuando se trata de hablar sobre un libro, lo que tenemos cada uno de nosotros es una opinión y hay que respetarla. Eso sí, como mínimo antes de hablar habrá que haber leído el libro. Digo yo.

    Un beso y como siempre una gran entrada.

    ResponderEliminar
  3. A mí no me pillarán leyéndolo, ni conozco a nadie que lo haya hecho, pero hay que reconocer que es cierto, si no fuese por libros como este las editoriales no se podrían permitir el lujo de publicar muchos otros.

    ResponderEliminar
  4. Chapeau !!!! Yo no tengo ninguna intención de leerlo pero desde luego no soporto a los que van de "cultos" poniendo a caldo este tipo de publicaciones pero tragándose luego cada bodrio "que pa qué". A cada público y cada interés su libro (y su película, y su programa de TV...) pero ante todo: respeto.

    ResponderEliminar
  5. Esto de acuerdo en casi todo tu post salvo alguna diferencia , la gente le gusta criticar por criticar siempre a sido si, cuantas libros se publican, se hacen peliculas que no valen un duro pero ahi estan, aqui y en todo el mundo lo que vale es el dinero y no se puede decir nada mas,saludos ahhh y felices fiestas

    ResponderEliminar
  6. No sabia ni que había sacado un libro...XD
    La verdad no tengo ningún interés en leérmelo...
    Es un hombre que no me gusta, no me cae bien, y no soporto los programas que hace... no tengo ni sintonizada telecinco...
    Puede que el libro esté bien, puede que no, pero no le daré una venta a un hombre que no me gusta teniendo mil y un títulos de otras personas, sean estas famosas o no...
    No critico el libro ni su manera de escribir (porque no lo conozco en este ámbito), cuando critico a este señor lo hago por su forma de hacer televisión.

    La gente es libre de ver y leer lo que quiera, aunque yo no esté a favor de según que programas que hay en la televisión actual.

    Buenas Fiestas!!

    ResponderEliminar
  7. Más vale leer un mal libro que no leer nada. Pero dicho eso, conmigo que no cuenten para qaue lo lea. Y como no voy a leerlo, no podré opinar de su calidad literaria.

    ResponderEliminar
  8. Yo lo empecé a leer en una libreria y me estaba gustando. Porque sea un presentador controvertido, no quiere decir que tenga que escribir mal.

    ResponderEliminar
  9. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  10. Yo no lo he leído ni criticado. Me da igual. Hubiese preferido que volviesen a editar algún clásico olvidado, pero un libro es un libro (en los tiempos que corren, ya podemos sentirnos satisfechos).

    Pero, cambiando de tercio, tu entrada me pareció bastante paradójica. Por un lado, criticas a quienes dicen que es un libro para analfabetos. Y, por otra parte, dices que esta obra "se ve venir" o la incluyes dentro del grupo "mala literatura" de "obras de famosos".

    No sé. En el fondo, también estás menospreciando la calidad literaria del libro de Jorge Javier. Quizás esté totalmente equivocada.

    Aun así, me gustó esta reseña. Me encanta lo políticamente incorrecto.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  11. Tienes mucha razón. Todo el mundo tiene derecho a leer, así que nov eo porque no puede haber distintos tipos de literatura en cuanto a calidad. Sé de gente que empieza por libros de ese tipo y luego termina subiéndo el listón. Yo creo que el solo hecho de conseguir que algunos lean es ya de por si una victoria.

    Claro que nos gustaría más que la gente fuera más culta, pero no lo es todo. Por encima de todo debe valorarse el ser una buena persona.
    Y aquellos que no respetan no suman puntos precisamente...

    ResponderEliminar
  12. Coincido contigo en lo fundamental, hay algunos que por haberse acabado el "Ulises" de James Joyce se creen en posesión de la verdad absoluta en lo tocante a la literatura, y eso no es así, al menos en mi opinión.

    Yo no he leído esta novela ni pienso hacerlo, y gran parte de la culpa la tiene precisamente la pluma de la que ha salido, me pueden los prejuicios pero, como muy bien dices, cada tipo de novela tiene su público, y es mejor leer este tipo de literatura que se supone de menor calidad que no coger un libro en años.

    En lo que dices de las editoriales... no sé qué decirte. Si le han publicado a este señor es precisamente por ser vos quien sois, que se dice. Ojalá los beneficios que le reporte a Planeta las ventas de esta novela sirvan para que le de una oportunidad a algún novel, pero lo dudo mucho y ya me callo, que paso poco por aquí, pero cuando lo hago me enrollo como las persianas :)

    Un beso shakiano!!

    ResponderEliminar
  13. Estoy de acuerdo contigo. No creo que este libro desmerezca más que, por ejemplo, 50 Sombras de Grey. Además, que Jorge Javier presente televisión basura no quiere decir que sea un inculto, que tiene una filología. Otra cosa es que interese o no el libro. A mí, personalmente, no me interesa en absoluto.

    ResponderEliminar
  14. @Nice. Lo dicen los propios editores: con lo que se gana gracias a la literatura comercial se puede publicar a autores que venden menos pero que aportan calidad al mercado. Planeta precisamente no es el mejor ejemplo de calidad, pero dentro del grupo hay otros sellos que cuidan más lo que publican. Me alegra que te haya gustado la entrada :).

    @Bookworm. Es verdad, no se puede meter a todos los famosos en el mismo saco. Además, creo que hay una diferencia importante entre los que publican de forma puntual (generalmente una biografía) y los que quieren dedicarse a la literatura, como Maxim Huerta o Nuria Roca. Los segundos transmiten más seriedad, por mucho que empezaran a publicar por su nombre y no por lo que escriben.

    Y sí, la comparación con lo de Gran Hermano es totalmente cierta, ¡je, je! Ay, cómo me cansa esa manía que tienen algunos de ensañarse con todo lo que no sea "cultura"...

    @La de Bringas. Sí, al menos ayudan al sector, que tal y como están las cosas viene muy bien.

    @Manuela. Exacto, ante todo, el respeto. Y, de todos modos, en estos temas hay mucha hipocresía.

    @Esther Borrero. Es verdad, hay gente que parece que disfruta mucho criticando, ¡je, je! Twitter también daría para unas cuantas reflexiones sobre esto.

    @Neguema. Yo creo que eso es lo normal, que aunque no te guste su forma de hacer televisión, ignores su trabajo en este otro ámbito. Lo que no entiendo es esa fijación por criticarlo, me parece que cuando algo no te hace gracia lo mejor es simplemente ignorarlo.

    ResponderEliminar
  15. @Pedro. Lo comparto totalmente: entre no leer y leer un mal libro, mejor lo segundo. Quién sabe, tal vez a partir de ahí esa persona empiece a interesarse por leer otras cosas...

    @Leira. Exacto. Además, Jorge Javier es filólogo, se sabe que es un hombre con cultura, etc., en fin, creo que no es justo juzgar su libro por el tipo de programas que hace.

    @Mixti Fori. Bueno, por suerte ya hay otras editoriales que se dedican a recuperar clásicos :).

    En cuanto a lo que me comentas, debo de haberme expresado mal: en ningún momento entro a valorar la calidad del libro (entre otras cosas porque no lo he leído), y de hecho digo que no dudo de la capacidad del autor para hacer un buen libro dentro de lo que se propone con él (es un libro sobre su vida, así que no se pueden esperar pretensiones más literarias). Yo tengo muy buena opinión de Jorge Javier por su trabajo en televisión, me cae bien y me parece un buen profesional, así que no pretendo en absoluto menospreciar su libro. Cuando digo que su libro "se ve venir" me refiero a que no será una joya de la literatura, pero aun así puede ser un buen libro dentro de su estilo. Por ejemplo, cuando leo una novela de Sarah Lark sé que tampoco leo alta literatura, pero al menos me proporciona entretenimiento y una trama adictiva.

    En fin, no sé si me estoy explicando o si todavía lo estoy liando más, pero quiero dejar claro que en ningún momento he querido menospreciarlo :).

    @Ana. Es verdad, conseguir que alguien que no suele leer coja un libro es algo fantástico. Yo lo he visto en gente de mi entorno con "Cincuenta sombras de Grey" y ver cómo se enganchan a una lectura es maravilloso. Yo también pienso que a partir de las lecturas más sencillas se puede ir subiendo de nivel.

    @Shaka. Y yo estoy encantada de que te enrolles :). Estoy de acuerdo contigo, es comprensible que este libro no nos interese;lo malo es esa actitud de superioridad que adoptan algunos cuando lo critican.

    @Tirano. Yo estoy segura de que Jorge Javier tiene mucha más cultura que muchos de los que lo critican tanto :). Hay famosos y famosos, no es lo mismo que publique un libro un periodista que alguien conocido por sus amoríos. A veces los prejuicios son muy malos, y es un poco incoherente que alguien que disfruta, por ejemplo, de "Cincuenta sombras de Grey", critique al que lee el libro de un famoso.

    ResponderEliminar
  16. Completamente de acuerdo, aunque veo que por aquí nadie tiene la más mínima intención de leerlo (mi lista de libros pendientes es tan extensa que no me va a dar la vida, como para meter a un autor que, como personaje, me espeluzna); si así conseguimos que alguien que no coge un libro ni a patadas lea ¡bienvenido sea! Todos los libros tienen un público objetivo, así que es positivo que haya libros para ese público, sean como sean.
    Y, en efecto, las cifras de las editoriales son importantes, como bien dices con estos libros sanean cuentas y seguir publicando otros que sí pueden interesar a otro público lector, incluido el que te escupe si afirmas que no te gustó el Ulises de Joyce

    ResponderEliminar
  17. Totalmente de acuerdo. Además ningún tema es incompatible con otro. Te puede encantar Vargas Llosa y ser una loca de los culebrones...

    ResponderEliminar
  18. Que ganas de debatir, criticar y buscarle las vueltas a todo...
    Quien mucho habla de un libro, aún sea para criticarlo, le está haciendo publicidad, lo quiera o no.
    A mí me es indiferente, no me atrae y por eso no lo leeré, punto. Pero tampoco voy a despotricar, ni a lo escribe (porque ni lo conozco ni se cómo lo hace) y menos aún a quien lo lea. Hay que ser respetuosos con los gustos ajenos.
    Os deseo a todos millones de libros para leer y un estupendo 2013.
    Saludos,
    Irene Maeztu

    ResponderEliminar
  19. Estoy de acuerdo en prácticamente toda tu exposición, y sinceramente no me llama mucho leer el libro, no por nada en concreto, simplemente me apetece leer otras cosas ahora mismo. Quizá en un futuro me apetezca y lo lea.

    Algo que me gustaría comentar es que me ha producido cierto " rechazo involuntario" la cantidad de veces que ha mencionado en su programa que ha escrito un libro, cuando lo van a publicar, qué dijo su madre cuando leyó el libro, sus compañeros de programa hacen continúas referencias a donde va a estar firmando libros al día siguiente, si han leído el capítulo 3 y les ha encantado (por que les ha encantado a todos)...

    No sé, me produce un poquitito de rechazo el "exhibicionismo" que han hecho del libro, de la vida pasada,presente y futura del autor.

    Sé que al final es marketing y que están haciendo lo necesario para vender su producto, pero yo soy de las que cuando compro un algo no me gusta notar en el vendedor su ansía por vendermelo ;).

    Por lo demás, nada que decir ni que criticar. Tendré que leerlo para emitir opinión :)

    Saluditos

    ResponderEliminar
  20. A mí sí que me gusta su libro y hasta su programa y voy para neurocientífica. Así que a los que nos tachen de tontos , que se compren un poquito de humildad.

    Noemih.

    ResponderEliminar
  21. @Livia. Exacto, cada libro tiene su lector, no tenemos por qué poner el grito en el cielo porque se haya publicado un libro que a nosotros en concreto no nos interese.

    @Olga Navarro. Es verdad. Yo soy un ejemplo de ello: me encanta leer y soy una gran seguidora de Gran Hermano, que tiene tan mala fama o más que los programas que presenta Jorge Javier Vázquez.

    @Irene Maeztu. Eso también es verdad, al hablar mucho de algo, aunque sea para criticarlo, se le está dando bombo. Yo nunca he entendido ese afán por criticar tanto algo que no te gusta; creo que lo mejor es ignorarlo.

    @Mariuca. Yo lo entiendo, creo que cualquiera aprovecharía los medios que tiene para promocionar su libro (muchos autores lo hacen en las redes sociales). De todas formas, creo que Jorge Javier lo hace siempre con humor, porque no creo que le haga falta promocionarlo.

    Por cierto, estoy de acuerdo contigo en que no me gusta comprar libros con la sensación de que han intentado vendérmelo a toda costa (tengo la sensación de que han hecho algo así con "Cincuenta sombras de Grey"). Creo que las buenas campañas de publicidad son las que hacen que te intereses por el producto sin pararte a pensar "cuánta publicidad le están haciendo".

    @Noemih. ¡Bien dicho! Es que una cosa no tiene nada que ver con la otra.

    ResponderEliminar
  22. Reconozco que soy de las que he leido el libro por la simpatia que le tengo a su escritor.
    Me ha resultado decepcionante, aburrido e increiblemente en algunos momento soez.

    ResponderEliminar
  23. @Olga. Mi madre también lo ha leído y me ha comentado algo, aunque a ella sí que le ha gustado.

    ResponderEliminar

Los comentarios siempre son bienvenidos. Por favor, no incluyas enlaces a otras páginas o blogs.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails